1 de noviembre de 2007

Pausa



Abrazada de silencio
nadie puede adivinar
la multitud de pájaros
que me habita,
ni las lluvias que atesoro,
ni los soles que conservo.
Abrasada de silencio
nadie puede imaginar
la ciega procesión que me recorre
con escándalo de cielos amarillos
o reposo de nenúfares violetas.
Ahogada de silencio,
nadie puede escuchar
las mil voces apagadas
ondulando en la garganta,
ni los ritos de la infancia,
ni el murmullo de las almas,
en la mía arracimadas.
Bautizada de silencio
nadie puede adivinar,
ni saber,
ni imaginar
la plural estirpe
que reverbera en mi sangre
y que agobia
y socava
y estrena
y celebra.

El silencio
- cuervo azul -
se los devora.

Les debo la palabra.
*
Ocurre en cada pulsación de tu sangre.
No hay un instante que no pueda ser el cráter del Infierno.
No hay un instante que no pueda ser el agua del Paraíso.
No hay un instante que no esté cargado como un arma.
Doomsday. Jorge Luis Borges

14 comentarios:

Jose Soriano dijo...

Visitar su casa, leerla, es sorprendente, es como una cena en Cala Montjoi, el Bulli, de Ferran Adrià que uno comienza a degustarla meses antes, al reservar.

Esta vez me recordó el primer plato cocinado profesionalmente por mi hijo en el Crillón de París, me dejó mudo, emocionado, degustando sabores, sensaciones nuevas y deliciosas que no conocía.

Esta vez hasta creo adivinar una silueta con sombrero y solera tropical.

Muchas gracias por su generosidad.

abrazo fraterno
js

Estrella dijo...

Condesa, me dejaste sin palabras.
mUY MUY BUENO.

Mickey dijo...

.

Estrella dijo...

¿Pausa, Mickey?

El Caballero de la luna dijo...

El silencio, cuervo azul, se hace presente. Muy bueno.

Ángel eléctrico dijo...

Hermoso!
Sólo temo que al cuervo azul lo mate ese ser oscuro (tal vez un hombre) que se llama olvido...

La condesa sangrienta dijo...

Gracias a todos!

-Mickey: se lo devoró el cuervo azul/grana? je
-Ángel:No tema. El cuervo azul revitaliza recuerdos y sensaciones, aunque por fuera pareciera que nada sucediera .

Mickey dijo...

Condesa, por esa pasión estoy devorado desde que tengo razón.

Juan Gonzalez del Solar dijo...

Reina, gracias.

Enterhase dijo...

Lamentablemente son raras las veces en que puedo comentar un poema... por lo menos por ahora, pero no quería dejar pasar la oportunidad de dejarte un gran abrazo.

Suerte!

Detu dijo...

Que tus palabras conmueven, seguro lo sab'es, pero una vez más lo digo.
Por estos momentos de mi vida, el silencio de tu poema es especialmente significativo. Gracias!

La condesa sangrienta dijo...

Juan, Enter, Detu: se agradecen los cumplidos.
Les debo la palabra.

Anónimo dijo...

*‘la multitud de pájaros que me habita...’. una chica que puede escribir esas palabras no tiene que saber coser, no tiene que saber bordar, ni tiene que saber abrir la puerta para ir a jugar. la felicito
JH

La condesa sangrienta dijo...

JH:temo que esa frase, para espíritus menos sensibles que el suyo, me convierta en una pajarona...
Lindo tenerlo por aquí!