27 de mayo de 2008

Tomo Y Ombligo

-




No es que pase el día mirándome el ombligo.
No.
Pero el mío me gustaba.

Juntos le dijimos adiós a la tripa seca en la primera semana.
Inseparables nos miramos con dolor en las interminables series de abdominales, nos movimos al compás de distintos ritmos y le sacamos la lengua al mundo cuando el embarazo inflaba los últimos meses.
Mi ombligo pequeño, de nudo prolijo y levemente deprimido, me gustaba aunque no lo pensara.
Hoy lo pienso porque no lo reconozco.
¡me han dejado otro ombligo dentro del ombligo!
Dicen los mayores que la vida va dejando cicatrices, que la experiencia nos cambia, el tiempo nos transforma y que los dolores y los amores dejan su impronta.
Sí, todo lo que quieras pero yo, hasta hoy, creí que eran simples metáforas
y si bien la geografía de mi panza alguna vez se vio modificada, la marca horizontal disimulada en el monte impúdico no alteró demasiado la topografía.
Esta semana iré a reclamar al cirujano la devolución de mi marca de fábrica porque mi egocentrismo ha sufrido un severo ataque.

**
*

Menos tu vientre/ todo es confuso./ Menos tu vientre/ todo es futuro/ fugaz, pasado/ baldío, turbio.
Menos tu vientre. Miguel Hernández



30 comentarios:

Koba dijo...

Qué tema es el ombligo, ¿no?
A mí tampoco me gustaría que me lo cambien, pero me imagino que me acostumbraría a mi nuevo amiguito.
Peor es que te pase lo de Su Giménez, ¡directamente se lo borraron!

Estrella dijo...

¿Cómo un ombligo dentro del ombligo? ¿Como un hijito?
Ay, Condesa, qué momento.
Ponga foto de un antes y un después.

El Caballero de la luna dijo...

Debería hacerse una taxonomía del ombligo humano. Los hay besables así como los hay amenazantes. Algunos son como una pequeña fuente en una colina suave, otros son peludos y grutescos. No me gustan los sobresalientes ni los demasiado profundos. Tal vez, investigando, se descubra que el ombligo es como una huella digital, único y reconocible.

CecydeCecy dijo...

y quizas este cambio de ombligo, signifique algún cambio interior, que deberías buscar...

cuando lo encuentres quizas le des paso a el ombligo nuevo como otro amigo.

Mickey dijo...

Es el primer triunfo en la lucha contra los ombligopolios.
Usted condesa era una agiotista. Ahora esta sana.

Jose Soriano @ São Salvador da Bahia de Todos os Santos dijo...

Condesa, no hay derecho, con la firma de mamá(como le llaman mis hijos)no se juega.
Yo a esta altura me pregunto ¿como estará mi ombligo al que hace rato no logro ver...(o casi porque en realidad soy un poco exagerado);)

No hay derech..es un escand.. como decía la mamá de Mafalda.

fraterno
js

el ombligo del mundo dijo...

A juzgar por la música estaba enamoradísima de su ombligo, y la lambada quirúrgica lo deterioró. Qué quiere que le diga: "mándese un trago" (si la dieta ya se lo permite).
Qué texto, Condesa, qué texto! Sólo Ud. puede algo así.
Y esas palabras de Hernández... en fin. Vaya con sus garras leoninas a reclamar, haga catarsis a gritos, y después ya empezará a querer su doble ombligo.
A mí me gusta mi "firma de mamá" como dice Js. Y tantas veces me criticaron por creerme el ombligo del mundo, jajá!.
Un beso... Lirium

Anónimo dijo...

Condesa, como consuelo puedo decirle que con el tiempo va a recuperar su forma; eso sí solo lo utilizaron para apoyar el aparato
para microcirugía. En caso contrario, si lo utilizaron para introducir la fibra óptica con la que se guían no sé como quedará.-
Pregúntele a su Doc. como fué.-
No se sugestione, que igualmente el ombligo sirve para juntar pelusas. Igualmente podría hacer participar a sus admiradores para que nos contarán que escala ocupa dentro de los atributos femeninos.-
Un abrazo grande. T.M.
P.D. Me parece que a Estrella y a Ud. le caen mal los comienzos de semana, puede ser?

La condesa sangrienta dijo...

Koba: a SG le robaron el ombligo, las arrugas, la cara y la posibilidad de envejecer bien (ud. ya lo dijo en su post http://www.cosmopista.com.ar/?p=520#more-520)

Estre: es una especie de volado adentro del ombligo (¿será que tarda más en cicatrizar que el resto?).

Caballero: coincido con sus gustos/no gustos ombliguísticos (también tengo un patrón orejas y pies) y creo que el ombligo, las huellas dactilares y las orejas son únicos e irrepetibles ¡por eso mi reclamo!

Cecy: el cambio interior es que ya no tengo vesícula je y a los amigos prefiero elegirlos a que me los impongan, pero bue... si no hay más remedio!

Mickey: ud. dice que para seguir en la lucha haga un piquete en el consultorio del cirujano?

José: como diría Mafalda "es el empezóse del acabóse!". Abrazo ¿cuándo regresa?

Ombligo/Lirio: los temas musicales son para los distintos ritmos ombligueros ¿me'ntende?

MT: el ombligo fue la puerta de entrada a la fibra òptica, por eso.
En realidad lo que me cae mal es el día domingo cuando se va terminando.
Beso grande

Pachu dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Bocho Quemado dijo...

Sí sí vaya y reclame, a ver si en vez de jugar al huevo podrido jugamos al ombligo podrido, y recuérdele que le saque todos los hilos que no es matambre!

Ma-ria dijo...

Cuando tenía 16 años me operaron del apéndice y el cirujano, antes de la anestesia, me dijo: "Te voy a hacer el tajo bien arriba así no vas a poder usar bikini...". El guacho no solo cumplió, sino que, no sé si a propósito y para asegurar el éxito de su sádico plan, me hizo mal la costura y la herida se me abrió. Desde entonces, cada verano, una pequeña zanja, con forma de sonrisa, asoma por el borde superior de la tanga...

Ma-ria (me cambié el nickname, porque ví que hay otra María comentando en tu blog)

Carola dijo...

Entiendo.

Es anecdótico cómo o porqué su ombligo ha cambiado.
Pero doy fe que el ombligo importa, y no es cuestión de Ego.
Tampoco es como las arruguitas del entorno de los ojos, que a una le gustan porque forman parte de la historia de vida.
Ahora que lo dice, Condesa, ciertos cambios en mi ombligo -imperceptibles admito- me han dado que pensar. Preferiria que no hubiera cambiado. No me parece algo para aceptar asi nomás.
Adhiero.
Quiero mi ombligo como siempre fue.

"La marca en el orillo"

Enterhase dijo...

Kay, le ruego me permita corregirla. Mafalda decía "es el empezose del terminose".

En cuanto a mi ombligo, no me interesa. Eso sí, mis pantorrillas... me vuelven LOCO.

Lex dijo...

Condesa, hagase un piercing y santo remedio ja

La condesa sangrienta dijo...

Pachu: tenga cuidado porque no hay 2 sin 3!

Bocho: a ver si me desinflo como un globo pffffssss y empiezo a dar vueltas por el techo!

Ma-ría: más que guacho un hdp su doc. Al menos el mío tenía motivos porque, antes de la operación, le dije un par de cosas por hacerme esperar...

Carola: el ombligo no es un tema menor, no es cierto? está en el mismo centro de una persona, y no es poca cosa che.

Enter: no es lo mismo el terminose que el acabose, sí, pero prefiero mi versión (y ahora muero por conocer sus pantorrillas).

Lex: su sentido práctico me apabulla ¿cómo no se me ocurrió esa solución tan sencilla y sexie?

Mickey dijo...

Me admiro al descubrir que la mayoría de la gente (al menos, de la aquí presente) tenga una relación tan profunda con su ombligo.
Descarto cualquier connotación edípica, porque yo, que tengo (y cultivo) algo así como el Edipo patrón, no registro nada parecido.

Igual, medio fuera de lugar seguir filosofando sobre esto después que opino El Ombligo del Mundo.
Al menos yo, siento que no tengo ninguna autoridad.

Estrella dijo...

Buenísimo, Mickey. Ja!

glenda dijo...

A mi, el ombligo me da impresión.
Por supuesto, no tengo explicación para eso
abrazo

Carola dijo...

Me permito un solo comentario mas sobre este tema, aparentemente banal.

Mi Madre con un Alzheimer avanzado, mantenía esa lejanía con la vida y su entorno. Sin embargo cuando tenía que firmar algún documento- pasaba ella y yo por momentos terribles.
Me daba cuenta que no le pasaba inadvertido que era "su" firma. El pulso le temblaba mas que lo normal, se irritaba y se enojaba- en su enajenación- consigo misma.
Evidentemente se daba cuenta que esa firma no era la que tenia en su inconsciente incorporada.

Perdonen, pero al leer los comentarios sobre el ombligo, esta imagen apareció ante mis ojos.

Ya ve Condesa, no es un tema menor.

Mickey dijo...

Mi cerebro empieza a regirse por los blogs de Estrella y la Condesa!.

Acabo de hablar de mi miedo a eso de la pérdida de la conciencia, tipo Alzheimer; y al entrar acá encuentro ese comentario estremecedor de Carola.
Estremecedor por lo vivído, y me permitís, brillante en la dolorosa descripción.

De Lirium soy dijo...

Conmovedor el comentario de Carola, y que el disparador haya sido el ombligo.
Me encantó la solución de Lex, yo que Ud., Condesa... y vaya a saber qué otras cosas se pueden despertar, no? (já) Yo?... ni loca me hago algo así, esa es la verdad.
En realidad entré y me encontré esa musiquita nueva y qué linda es! creo que no la conocía. Beso.

Pachu dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
La condesa sangrienta dijo...

El conmovedor relato de Carola ha tenido la virtud de dejar de lado lo anecdótico para descubrir la verdadera cuestión: la identidad.
Como se dijo más arriba, el ombligo es la marca personal de cada uno, como las huellas dactilares, como la firma...
Perderse o reconocerse no es un tema menor, de ninguna manera.
Qué buen rumbo ha tomado esta conversación que nos ha permitido levantar la vista de nuestro propio ombligo.
Gracias a todos.

Desirée dijo...

Condesa de todos los condados,
Sé de qué habla porque también he perdido el mío. Ahora tengo otro, no es el de nacimiento, pero lo estoy empezando a amar. Es más, creo que ya lo amo :)

La condesa sangrienta dijo...

Abrazo corporativo, Desirée!

Stella dijo...

Yo tengo mi ombligo de siempre. Bueno, está un poco mas hundido! O será que me creció la pancita?
A ver....
No, definitivamente mi ombligo se volvió tímido y se escondió!!!

Besos
pd: excelentes los comentarios! :)

La condesa sangrienta dijo...

Stella: ud. tiene un ombligo introspectivo.

Gise =) dijo...

Condesa que hermosa manera de quejarse por la cicatriz que le han dejado!!! Y si uno tiene un ombelico "del mondo" guapo porque dejar que se lo estropeen acao uno no cuida las orejas de los bebes cuando son pequeños para que de grande no se asemejen a Dumbo??? Si su ombligo soporto airoso el paso de su embarazo porque permitir que un don nadie se lo estropee!!!
Me gusta como escribe, sigo para abajo disfrutando de sus relatos!!!!
Besikis!!!!!!!

La condesa sangrienta dijo...

Gise: diga que el don nadie me agarró dormida...
Bss