17 de mayo de 2012

Cierro Paréntesis



Podría contarles que me puse al día con la lectura atrasada, que acomodé placares y que planté azaleas, que terminé un sweater, que comencé pilates y que me anoté en un taller de pintura… pero no.
Estuve haciendo la plancha, una plancha mental que estaba poniéndose peligrosamente cómoda. Así que mejor empiezo a chapotear hacia la orilla antes de que se me resfríen las letras.

..º..

¿Qué puedo hacer si puedo hacerlo todo / y no tengo ganas sino de mirar y mirar?
¿Qué putas puedo? Jaime Sabines

12 comentarios:

Cocorastuti dijo...

¿Será esta la última vez
que le diré: Hazel...?
¿Habrá llegado el día del adiós.....?
Yo tampoco quiero seguir...,
es como si algo nos dijera
que la función ha terminado
y las estudiosas lámparas
han de apagarse....
Pero nada, nada
diré contra su voluntad,
que una vez más,
y última,
es también la mía.

Carlos.

Rob K dijo...

Ud. sabe que la extrañábamos.

Besos, Condesa.

VER (VACACIONES EN ROMA) dijo...

Condesa

Està muy bien tomarse un tiempo, hacer la plancha es lo mejor que pudo hacer hasta que pase un tiempo, y no obligarse a cosas que no salen en forma espontànea.

De todas formas la estàbamos esperando acà.

Lindo Melendi, me gusta solo para un rato, no escuchò con solo una sonrisa.?? pèguele una escuchada, si tiene ganas.

Le mando un abrazo grande, espero que siga por la vida para arriba, y que ese camino sea transitado de la mejor forma posible.

Nos estamos leyendo.

La condesa sangrienta dijo...

Cocó (como le dice Bet): he cerrado un paréntesis pero la ecuación abre corchetes y quedan otros términos por resolver.
No estoy para despedidas ahora, así es que dejo abierta la puerta. Ud. sabe que siempre lo espero y siempre es bien recibido (además... ¡Hazel, se iría con el único que la nombra!)
Un beso enorme, caro
H.

Gracias Rob ¡yo también lo extraño! si hasta he ido a hacer la plancha a su mar que tan calmo está...!
¿o ahora sólo atiende en la sucursal?
un beso

VeR: no sirve apurar los tiempos, ni tampoco el tiempo muerto. Por eso invité a Melendi a caminar los primeros pasos con "una rumba de colores/y el llorar no me hace daño siempre/(y) cuando tu no llores".
(me acompaña en este trecho nomás. Como a ud., sólo me gusta por un rato).
beso grande

conocido de la vida dijo...

Hola Condesa, me alegra que haga pié, espero que sus tristezas ya no duelan, y que los lindos recuerdos se pongan en primera fila.
Le mando un beso enorme, y quiero que sepa que la he recordado mucho.

Betina Z dijo...

Qué alegría verla nuevamente por acá, condesa (sabe que la he extrañado mucho).
Es bueno hacer la plancha cuando hace falta, pero también lo es advertir cuándo ha llegado el momento de abandonar la quietud y seguir nadando-andando.
Acá en la orilla la espera un fueguito reparador (y una soga para que se le terminen de orear las letras :)

Beso grande

MAGAH dijo...

Que bueno que se te haya ocurrido volver a la orilla. Lo mejor es saber que uno puede volver, siempre volver...nada es definitivo.

Anónimo dijo...

Ok, así se hace.
Abrazo fuerte.
Gx

La condesa sangrienta dijo...

Conocido: las cosas se van acomodando y la pena busca su lugar entre ellas.
Sé que ha sido así, un beso grande y gracias.

Betina Z: las letras quedaron un poco desteñidas, pero ahí se las dejo para que cuelgue las mías al sol (digo, porque las suyas lucen muy bien en la luna!)
Un beso

Magah: cuesta metabolizar el único hecho definitivo, pero claro que debemos volver! un abrazo

Guarrix! beso y abrazo :0)

Alelí dijo...

viva porque volviste!

yo te extrañaba!

Clau dijo...

Me alegro de que vuelvas, y a veces está bueno hacer la plancha. Y que se te resfríen las letras es imposible, tanto como que comiences pilates. Que te anotes en un talles de pintura estaría bueno, no dudo de que saldrían bonitas cosas de tus manos.. ojo, pintando! tejiendo.. no te veo! Salut!

La condesa sangrienta dijo...

Clau: sí, a veces hay que dejarse ir y no forzar la marcha. En cuanto a las letras... se arrugan, se destiñen, se resfrían y se visten de fiesta en ocasiones. Son etapas; pero a veces de un estornudo sale algo bueno y el fin de fiesta no siempre es divertido. Ellas tienen vida propia.
¿Y ojo que me encanta tejer y tejo bien, eh?
Beso grande y gracias.